¿Qué Son los Conflictos de Pareja?

Los problemas o conflictos de pareja no son más que desacuerdos, discusiones, contrariedades, choques sobre puntos de vista, discrepancias de opiniones, diferencias metodológicas y defensa o violación de los derechos personales.

Estos problemas de pareja suelen originarse por luchas de poder, desacuerdos, diferencias en asuntos de la religión o filosofía, rigidez de reglas, tareas hogareñas, sexualidad, horario de trabajo, entre otros.

Los conflictos de pareja también suelen darle por una inadecuada o poca comunicación en pareja, descuido de la relación, valores o anti valores, incompatibilidad de personalidad y perspectivas amenazadas.

Otro de los factores que pueden verse involucrados son: la falta de respeto de algún modo, la falta de confianza, algunos cambios vitales, la rigidez ante ideas o generalizaciones, por querer tener un control personal por parte de la pareja. La inseguridad, los celos, problemas personales sin resolver, problemas familiares, infidelidad, problemas económicos o mal manejo del dinero, entre otros factores que ocasionan conflictos de pareja.

problemas-de-pareja

Claves para resolver conflictos de pareja

No grites: para poder solucionar y aclarar lo que paso, evita gritar y trata de mantener la calma en todo momento. Si tu pareja está gritando, tú por nada del mundo tienes que levantar la voz para evitar que el conflicto sea mayor.

Siempre que puedas tienes que empezar y finalizar la conversación, esto es algo importante que reafirma que te preocupas por la otra persona. En alguna discusión o problema, evita subestimar el poder y la importancia de recordar a tu pareja que te importa que te preocupas por su bienestar.

Dejar la posibilidad abierta de que has podido cometer un error, incluso si es que tienes la certeza de que no lo has cometido. Generalmente todas las personas no se enojan sin motivo alguno, así que tienes que considerar una posibilidad que hay algo se cierto en lo que te están diciendo.

Evita generalizar la conducta de una persona, es mejor referiste a la situación puntual. Deja de lado las frases como: “Tú siempre…” O “Tú nunca”. Al estar generalizando no estarás buscando solución al hecho puntual y el problema será mayor. Aísla la situación para que tu pareja puede tener claro lo que hizo mal.

Ante todo conflicto tienes que ser la primera persona en pedir disculpas, incluso cuando no haya erro de tu parte. Esperar que tu pareja te pida disculpas, no es una buena opción. Especialmente si tienes claro que los dos tienen culpa, tú  tienes que dar el primer paso para resolver el problema más rápido.

Evita los insultos. Bajo ningún motivo o circunstancia tienes que lanzar un insulto a tu pareja, además de herir sus sentimientos, estás haciendo que el conflicto no encuentre solución y la relación se deteriore.

Ten claro que tu pareja también necesita estar en paz. Uno de los motivos principales de la mayoría de desacuerdos es que uno de los integrantes de la pareja siente que sus opiniones, sugerencias o apreciaciones no son tomadas en cuenta.

como-mejorar-la-relacion-de-pareja

Deja un Comentario